Estudio UC sobre neuromodulación y el uso de Interfaces Cerebro-Computadora para controlar adicciones se adjudicó proyecto Anillos de Conicyt

Durante tres años, investigadores de la Universidad Católica trabajarán en esta área con el apoyo de la Universidad de Valparaíso y la Universidad de Concepción.  

Fecha: 2 de abril 2018

El “Laboratorio de Interfaces Cerebro-Computadora y Neuromodulación” formado por miembros del departamento de Psiquiatría y el Instituto de Ingeniería Biológica y Médica (IIBM), ambos parte de la Universidad Católica, estudiarán durante tres años los mecanismos de la neuromodulación con la tecnología de Interface Cerebro-Computador y su aplicación a la adicción al tabaco y alcohol. 

Los investigadores Ranganatha Sitaram y Sergio Ruiz, del departamento de Psiquiatría de la Escuela de Medicina UC y IIBM, están al mando de este proyecto, que recibió uno de los prestigiosos fondos Anillos otorgado por Conicyt para su desarrollo. También participan Wael El Deredy (Universidad de Valparaíso), Pamela Guevara (Universidad de Concepción), Pablo Fuentealba (UC) y María Fernández (UC)

Aunque parece de ciencia ficción, en realidad no lo es: las Interfaces Cerebro-Computadora, utilizando algoritmos especialmente diseñados y apoyándose en herramientas de neuroimágenes (resonancia magnética funcional, electroencefalografía, etc.), buscan decodificar  las intenciones  o pensamientos del individuo directamente desde la actividad cerebral, en “tiempo-real”, y utilizar estas señales cerebrales para conectarse a un aparato externo al cuerpo humano y reactivar una función específica cerebral

Uno de los primeros avances con esta tecnología fue brindar comunicación y control a personas con parálisis, que no podían interactuar con el mundo exterior (sindrome de “enclaustramiento”), para que “conversaran” a través de estas señales cerebrales; sin embargo, también abrió las puertas para que se pudiese educar a las personas a controlar señales específicas del cerebro con otros fines.

“Se convirtió en algo muy importante para la neurociencias porque pueden usar esta herramienta para cambiar la actividad cerebral en partes específicas y ver cómo afecta el comportamiento de las personas”, explica Sitaram.

De esta forma, la tecnología permite modular la actividad en el cerebro de forma no invasiva. “El sujeto sano o el paciente con entrenamiento en Interfaces Cerebro-Computador aprende a controlar ciertas señales cerebrales y puede lograr normalizar una actividad cerebral que estaba funcionando de forma anormal previamente”, señala Ruiz. 

En este proyecto buscarán desarrollar tecnología específica que permita al individuo entrenado regular la actividad anormal cerebral asociado a “craving” en la  adicción, en este caso al alcohol y a la nicotina, y eventualmente normalizarla y disminuir el deseo de consumo  de estas sustancias. 

Reconocimientos 

Este proyecto no es el primero otorgado al Laboratorio dirigido por Sitaram y Ruiz, pues en 2017 también se adjudicaron dos Fondecyt  Regulares , uno de ellos en el uso de las Interfaces Cerebro- Computadores en Depresión, y fueron ganadores del concurso Brain Chile 2017 para la innovación y emprendimiento a través de “NeuroRehab Technologies”. 

Los investigadores han comprobado en su Laboratorio, pionero en el país, el potencial de los Interfaces Cerebro-Computador para el estudio y neuromodulación en enfermedades psiquiátricas y neurológicas como depresión, esquizofrenia y personas que han sufrido accidentes cardiovasculares para mejorar la calidad de vida de sus pacientes. Más adelante esperan proseguir el estudio de estas metodologías y probarlas a través de investigaciones con grandes número de pacientes, que permitan acercar su uso al público general. 

Por otro lado, las aplicaciones se extienden más allá de la clínica: uno de los aspectos mas relevantes del uso de las Interfaces Cerebro-Computadora es que es un novedoso medio para el estudio del cerebro y su funcionamiento, un aspecto que interesa y apasiona a neurocientíficos, médicos e ingenieros biomédicos por igual. 

¡Más información de este laboratorio aquí!

Noticias Relacionadas

Pontificia Universidad Católica de Chile 2017
Avda. Libertador Bernando O'higgins 340, Santiago, Chile.

¿Cómo llegar?
Mesa central (56) (2) 2354 2000
Politicas de privacidad
Optimizado para: Explorer 10.0, Firefox 52.0, Chrome 58.0, Safari 8.0 o superiores.