Apuntes online

Hígado Graso no Alcohólico y Esteatohepatitis no Alcohólica

Dr. Juan Pablo Arab, Residente M.I.: Residente Medicina Interna

Dr. Marco Arrese: Gastroenterología

El hígado graso no alcohólico (HGNA) es una entidad que comprende un amplio espectro clínico-patológico, desde la esteatosis simple hasta la esteatohepatitis no alcohólica (EHNA), cuya importancia radica en su potencial progresión a cirrosis hepática.

El HGNA se caracteriza por la acumulación de grasa en el hígado (esteatosis ≥5% de los hepatocitos), en ausencia de consumo significativo de alcohol (menos 20-30g de alcohol al día), infección viral hepática o drogas.

El HGNA es actualmente considerado la enfermedad hepática más común en países occidentales y se reconoce en la práctica clínica habitual como la causa más frecuente de alteración de las pruebas de laboratorio hepático, por lo que comprender su fisiopatología y plantear terapias que apunten a ello es de primera importancia.

Epidemiología e Historia Natural: La prevalencia del HGNA ha sido estimada en hasta un 30% de la población general, siendo mayor en hispánicos. Ello está estrechamente relacionado con la epidemia de la obesidad. En Chile, un estudio con ultrasonografía abdominal reportó una prevalencia de 22% de la población estudiada.

Estimaciones basadas en estudios de series de casos indican que un tercio de los pacientes con HGNA pueden ser portadores de EHNA y estar potencialmente en riesgo de desarrollar formas más avanzadas de enfermedad hepática. Los principales factores de riesgo asociados a la presencia de HGNA son el sobrepeso y la obesidad, especialmente el fenotipo de obesidad central, la diabetes mellitus tipo 2 (DM2) y los componentes del síndrome metabólico (SMET), en particular la insulino resistencia (IR). Estos factores están fuertemente asociados al HGNA tanto en población occidental como en no-occidental.

Síguenos también en: